El Ministerio de Consumo advierte de los 5 errores más habituales que cometemos al reciclar

"Tirar los bricks y las servilletas al contenedor de papel, la vajilla rota al de vidrio, los cepillos de dientes al de envases"


  • Los bricks NO van al contenedor de papel y cartón porque estos recipientes no solo están fabricados con cartón sino también con plástico y aluminio. Van al contenedor amarillo.


  • Los platos, espejos y vasos rotos NO van al contenedor de vidrio porque no son de vidrio, el cristal y las vajillas contienen óxido de plomo. Van al contenedor de restos.


  • El papel usado NO va al contenedor de papel porque las servilletas con comida, los pañuelos con restos orgánicos o de maquillaje o el papel de cocina con aceite o los envases de comida a domicilio contiene restos que no se pueden separar en la planta de reciclaje. Van al contenedor de residuos orgánicos.


  • Las bombillas NO van al contenedor de vidrio porque una bombilla contiene filamentos y otros materiales distintos al vidrio que deben ser específicamente separados y manipulados. Van al punto limpio.


  • Los cepillos de dientes NO van al contenedor de envases porque aunque su material principal suele ser el plástico, sus cerdas son habitualmente de nailon. Van al punto limpio.